Cómo será el año 2021 a nivel planetario según la numerología

Nada es para siempre, por eso llega la hora de dar vuelta la página para despedir a este distópico 2020 y subirse a lo que el año 2021 nos traerá como propuesta evolutiva

Qué significó el 2020: el final de una era
Probablemente la mayoría de las personas en este planeta deben estar frotándose las manos mientras gritan a los cuatro vientos….”¡Por fin se termina este año!”. Sin embargo los eventos existenciales tienen un “para qué” y el 2020 nos ofreció aprendizaje. Por más absurdo que nos haya parecido lo vivido, se debió a una absoluta y necesaria reestructuración planetaria para mejorar las condiciones estructurales a nivel global muy fueras de foco.

El 2020 ha sido un año maestro. Por eso, el tipo de experiencias vividas han requerido de toda la maestría disponible que esta frecuencia exigió para la comprensión de los eventos vividos. Este ciclo ha sido el final de una era, dejando atrás viejos patrones que ya no son funcionales e invitándonos a crear nuevas prácticas existenciales.

Numerología 2021: lo que se viene
Ahora bien, así como este anual 2020 se ha ocupado de mostrarnos que toda estructura mal construida tenía que ser vaciada para darle una oportunidad a la nueva forma, el año que llega será el encargado de preparar el terreno para la nueva siembra.

El anual 2021 se llama “El Labrador” y nuestro amigo Pitágoras los entiende como un número 23/5 por la técnica que utiliza para sumar sus partes.

El axioma que lo recorre propone lo siguiente: “Es la mente concreta aplicada al comercio y al trabajo. La conciencia práctica que permite resolver los problemas entre el hombre y el mundo. Indica la propia realización. El conocimiento basado en la experiencia. Cambio que dará sus frutos”.

Este año 5 nos va a proponer una nueva mirada. Es importante comprender que lo que se rompió y quedó en el camino, no va a volver. Mejor dicho, volverá bajo otras formas y patrones.

Bajo esta frecuencia, se nos propone sembrar diferente para poder cosechar diferente.

El número 5 representa el pensamiento, la creatividad, la comunicación, el cambio y la libertad. Aquí, el movimiento y el acto empírico son fundamentales.