Este otoño vuelven los chalecos

De punto, largos hasta el piso, inflados, en versión sastrera… los chalecos están de moda otra vez y admiten todo tipo de estilos.

Su atemporalidad no le ofrece resistencia al otoño, sin dudas la estación ideal para usar este ítem que copó pasarelas, Instagram y el armario de todas las fashionistas. ¿Lo mejor de todo? Invitan a revolver en nuestro placard en búsqueda de un chaleco perdido o, mejor aún, en el de abuelas, madres o padres, no olvidemos que el oversize es el toque maestro de esta temporada.

La tendencia comenzó a pisar fuerte el año pasado y firmas como Marc Jacobs y Gucci, no tardaron en subirla a sus pasarelas. Con el chaleco de punto, prenda clave de finales de los noventas, a la cabeza, parece que vale todo lo que no presente mangas. Ajustado, oversize, corto, largo al extremo, de punto, de denim, puffer, estilo uniforme, abrigado, ligero… ¡aquí la regla es elegir tu propia aventura!

CHALECOS TEJIDOS

Fueron furor a finales de los noventa y hoy son el formato más elegido por las prescriptoras de moda. Solo con unas buenas botas bucaneras, por encima de una camisa blanca, combinado con unos momjeans o sobre una minifalda…. esta prenda versátil abre juego para sacar tu propia estilista interior. Lisos o con punto y relieve -si es con rombos, ¡súper!-, también admiten colores neutros o más jugados. Para los más minimalistas, un mega accesorio levanta, y mucho.  

CHALECOS PUFFER

Para las amantes del más es más, los chalecos inflados -cuanto más inflados, ¡mejor!- son otra de las formas que adopta esta prenda dentro de las tendencias de moda 2021. El look alpinista chic, es un estilo que está en boga y quedó demostrado con las formas que tomaron las camperas este invierno. En negro o blanco o colores shocking, preparate para estar calentita.

CHALECO SASTRERO

Las siluetas sastreras son otra de las tendencias de 2021 y aquí el peso del oversize se vuelve evidente. Esta prenda da como resultado un look un poco más sofisticados pero hoy juega más allá de la oficina. Los colores neutros son los favoritos para la versión sastrera de los chalecos y se lleva abierto con camisa y pantalones tiro alto o cerrados como vestidos. 

CHALECOS LARGOS

Algunos discuten su parentesco con los vestidos largos, el chaleco hasta el piso es otro ítem clave de esta temporada otoño-invierno 2021. De los anteriores, elegí el que quieras y llevalo en versión maxi. Acá la clave está en combinarlos con unos pantalones cancheros estilo momjeans o con el bajo dividido en dos. ¡Si no es que lo usás tipo vestido!