Cuatro errores comunes que debes evitar cuando sigues dietas detox

Todas queremos tener el cuerpo ideal, pero no basta con el ejercicio para conseguir un cuerpo sano, también hay que purificar nuestro organismo para que este pueda estar limpio de toxinas y mucho de esto se pueden encontrar en las denominada dietas detox.

Estas se enfocan en eliminar todo lo malo que queda alojado en nuestro cuerpo y que este no necesita, por medio de un proceso natural pero riguroso a base de mucho líquido para expulsar lo innecesario e ingerir frutas y vegetales altos en vitaminas.

Sin embargo, muchas personas tienden a tergiversar lo que son las dietas detox y a exagerar el proceso, es por ello que te explicaremos cuales son los errores más comunes.

No importa cuántos alimentos nutritivos ingieras, no haces nada si no bebes agua

El tomar mucho líquido es la manera en que el organismo eliminará todas las toxinas alojadas en nuestro cuerpo, por medio de la orina.

Un error muy común es comer el doble de vegetales y frutas para evitar aumentar la cantidad de vasos de agua al día.

Sabemos que al principio será difícil acostumbrarnos a ingerir tanta agua, pues no estamos acostumbrados, pero de eso se tratan las dietas detox, de que nuestro cuerpo se adapte a lo saludable.

Hay tiempos y momentos para hacer las dietas detox

Las dietas detox no son como cualquier programa nutricionista en la que la frase “comienzo el lunes” se aplica tanto, se deben escoger y planificar los momentos en que avanzaremos con esta dieta para no romper el ritmo ni caer en amarguras.

Lo mejor es comenzar este programa dietético cuando se esté libre de estrés por el trabajo o fuera de fechas festivas en donde sabemos que habrá tentaciones en cuanto a alimentos.

Por el contrario, lo ideal sería iniciar luego de las festividades para eliminar las toxinas de la comida de ese día o si se ingirió alcohol.

En las dietas detox no aplica lo de “si no duele, no sirve”

Muchos confunden dolor con progreso cuando se trata de dietas y ejercicios, la realidad es que debemos escuchar las señales que nuestro cuerpo nos envía.

Si sentimos alguna molestia o dolor durante la dieta detox no significa que esté funcionando, lo mejor es consultar con un doctor para prevenir.

Pasar hambre no es la mejor solución

Este programa nutricional no se trata de dejar de comer o pasar hambre, por el contrario, se trata de comer un poco más sano pero constante.

Es por ello que los jugos con hojas verdes, té, frutas y vegetales nos ayudarán a saciar el hambre a medida que vayamos avanzando en la dieta.

Esto conllevará a que nuestro organismo se adapte a este régimen alimenticio y quede satisfecho con cada vez menos alimentos.

Entonces, no se trata de dejar de comer, se trata de que nuestro cuerpo ya no necesitará de tanta comida, en eso se basan las dietas detox.