Pomelo, el cítrico milagroso

El pomelo une las propiedades de la naranja y las del limón. Contiene un 90% de agua y 70 mg. de vitamina C cada 100 g. Esta riqueza en vitamina C y su pobreza en calorías lo convierten en una fruta ideal en dietas de adelgazamiento. Además es alcalinizante, por lo tanto favorece la eliminación de toxinas y posee propiedades depurativas. Y al ser diurético, activa las funciones renales.

Rico en vitamina C:

Tomado en ayunas previene los resfríos por su riqueza en vitamina C. Sus flores en infusión, al igual que las de azahar, son antiespasmódicas y febrífugas, lo que lo hace útil en caso de fiebre. También es aperitivo, mejora las funciones digestivas y favorece las hepáticas.

Bueno para la piel:

Su alto contenido de vitamina C incrementa la producción de colágeno, lo que ayuda a mantener la piel en perfectas condiciones, libre de celulitis. Las semillas de pomelo son también un poderoso antioxidante (gracias a su alto contenido en flavonoides), muy importante en la prevención de enfermedades degenerativas como la aterosclerosis, el Alzheimer o el envejecimiento. El extracto de semillas de pomelo tiene gran cantidad de activos que eliminan los radicales libres.

Acelera el metabolismo:

Las personas que comen la mitad de un pomelo antes de cada comida pueden llegar a perder peso después de un tiempo considerado. La fruta tiene compuestos que queman grasa y ayudan a la estabilización del azúcar en la sangre.

Protector del corazón:

Un pomelo por día reduce un 15 por ciento los niveles de colesterol malo en la sangre y 27 por ciento los triglicéridos, logrando prevenir enfermedades cardiovasculares. También ayuda a reforzar los capilares sanguíneos, mejorando la elasticidad de las arterias.

Ayuda a prevenir el cáncer:

Se considera que el pomelo previene el cáncer gracias a la acción de unas sustancias denominadas limonoides, que promueven la formación en el hígado de la enzima glutatións-transferasa. Esta enzima facilita la eliminación de varios compuestos tóxicos solubles en agua.

Aporta fibra, la cual previene el estreñimiento. Ayuda además a bajar el colesterol gracias a su aporte de fi bra.