¿Por qué dicen que la harina blanca es tan mala?

El problema de la harina blanca es que no tiene fibra. Eso hace que se digiera muy muy rápido, tan rápido como el azúcar, provocando picos de glucemia. Cuando se eleva la glucemia también se eleva la insulina. Cuando la insulina está alta, el cuerpo entiende que hay energía de sobra y tiene que guardar. Entonces, aunque no haya mucho de más va a guardar lo que esté dando vueltas por ahí. ⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀
O sea que si todo el tiempo estamos comiendo harinas sin fibra (o azúcar) favorecemos el aumento de peso porque aumentan los depósitos de grasa, ya que es la única manera que tiene el cuerpo de almacenar la energía que sobra.⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀

¿Y LA HARINA DE ARROZ ES IGUAL?⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀
⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀
La harina de arroz blanco (o sea no integral) tiene muchísima menos fibra que la de trigo o sea que se digiere más rápido todavía!! Si se consume en exceso también causa picos de glucemia Eso es simplemente porque el grano de arroz tiene menos fibra que el grano de trigo. Esto explica, en parte, por qué si comemos galletas de arroz en vez de pan integral nos sentimos menos hinchados (porque la fibra es genial, pero si tenemos poca tolerancia nos inflama). En parte es por esto y en parte porque el arroz no tiene gluten y el gluten también inflama, porque es mas difícil de digerir.⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀
⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀
¿ENTONCES PARA BAJAR DE PESO HAY QUE DEJAR TODAS LAS HARINAS?⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀
⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀⠀
No, no hace falta dejarlas por completo. Cuando se dejan las harinas por completo se baja mucho de peso porque se dejan de comer un grupo enorme de alimentos que las contienen y en general son alimentos que se picotean y se comen de más: Galletitas, facturas, tortas, bizcochitos, pan, etc, etc. Entonces al pasar de comerlas en abundancia al dejarlas por completo obviamente que se va a bajar un montón, pero también se bajaría muchísimo si aprendemos a elegirlas en calidad, cantidad y sabemos combinarlas.⠀⠀⠀⠀

Para bajar de peso comiendo harinas tenemos que:

1- Reducir la porción: hacer la tarta con una sola tapa, las empanadas con más relleno tipo canastitas, no comer pan con la comida, salvo que sea sándwich) y reducir la cantidad de tostadas.

2- Elegir las de buena calidad: preferir siempre las versiones integrales, en lo posible elegir las harinas de la dietética que son 100% integrales, porque las de supermercado suelen ser harina blanca con salvado agregado.

3- Saber combinarlas: siempre que comamos harinas blancas tenemos que tratar de agregarle verduras y semillas, de esta manera logramos que se digieran más lento y no generen picos de glucemia.
Obvio que no le vamos a agregar verduras a las facturas, en ese caso sólo aplica el REDUCIR LA PORCIÓN. Si comemos poquito tampoco nos aumenta la glucemia. Es mejor comer poco y más seguido que tener períodos de abstinencia y de otros atracón.