¿Sabés si tienes fobia o miedo a estar soltera?


Te contamos sus claves y algunas de las soluciones para luchar contra ella


No hay que confundir el deseo de tener pareja, con esta fobia, donde aparece un miedo persistente a la soledad, que produce angustia… y crea un profundo malestar, afectando a diferentes aspectos de la vida. Las personas sin este miedo pueden desear tener pareja, pero el no tenerla no les impide disfrutar de otras facetas y de su situación. Sin embargo, la persona con” anuptofobia” es incapaz de estar bien si no tiene pareja, es una necesidad.

Algunos consejos para afrontar este miedo

El primer paso es reconocer que se tiene este problema y querer solucionarlo. Pensar en todas las consecuencias y dificultades que te ha ocasionado esta fobia, y las cosas que te ha impedido, el sufrimiento al que te ha sometido…

Reforzar la autoestima para poder mejorar el propio autoconcepto desarrollando otras áreas importantes. Cuanto más satisfecha se encuentre una persona con su vida, menos necesidad sentirá de tener pareja y cuando la tenga, será por elección propia con una persona que realmente le sume a su vida. Si se busca pareja por necesidad, por evitar esa soledad temida, sólo nos uniremos a personas que no nos enriquecerán ni nos valorarán lo suficiente. Esa necesidad y dependencia será transmitida a los demás y en algunos casos se puede caer en comportamientos que alejen a la persona que tenemos a nuestro lado.

Desterrar la idea de “para ser feliz es necesario tener pareja”. Considerar diferentes formas de estar en la vida, todas igualmente válidas y entre ellas la soltería. Ver las ventajas de no tener pareja y aprovechar esa etapa para conocerte mejor, mejorar y cultivar otras facetas de tu vida. Rodearte de personas positivas, que te hagan sentir bien y te valoren.

Aprender a estar sola. Desarrollar la capacidad de vivir cada momento, disfrutar de cada etapa y circunstancia, sea solas o acompañadas. Estar en pareja sólo como una decisión madura desde la elección libre no por necesidad ni dependencia.

Si este miedo es muy intenso y la persona no es capaz de afrontarlo y superarlo se aconseja acudir al especialista para poder trabajar las dificultades y carencias de fondo que se puedan tener y poder vivir así una vida más plena.